Ir a Home Perros del Uruguay
Volver al índice de SALUD
Pulgas en Perros y Gatos
SALUD CANINA

Salud Canina

Este artículo es SOLAMENTE a título informativo.
JAMAS administre medicamentos, ni diagnostique, ni haga tratamientos por su propia cuenta.

Recurra SIEMPRE a su Veterinario.


Las Pulgas


Las pulgas constituyen el ectoparásito mas frecuente del perro. Son insectos achatados lateralmente, con un tamaño de 3,5 mm como máximo, que se alimentan de la sangre de los animales sobre los que viven. De las mas de 2000 especies de pulgas que existen en el mundo, para el perro sólo son importantes la pulga del gato (Ctenocephalides felis) y la pulga del perro (Ctenocephalides canis).

Es digno de mención que en muchos países, en mas del 90% de los perros se presenta la pulga del gato, mientras que menos del 10% están infestados por el ctenocephalides canis. Ctenocephalides felis - Ctenocephalides canis

Las pulgas con su aparato bucal incisivo-chupador, durante un período normal de succión entre 20 y 150 minutos, pueden absorber un volumen de sangre entre 10 y 20 veces superior al volumen de su propio estómago. La mayor parte se evacua de nuevo, de inmediato, y se encuentra en forma de diminutos cilindros rojo-parduzcos en la piel y en la cama del perro.

Según los conocimientos más recientes, las pulgas adultas son en su mayor parte, ectoparásitos permanentes que no abandonan voluntariamente a su huésped y se quedan en él hasta morir.
Si el animal hospedante consigue deshacerse de las pulgas, estas mueren a los pocos días aunque las condiciones atmosféricas sean óptimas.
La esperanza de vida de las pulgas adultas depende en gran manera del "aseo corporal" de los huéspedes.

Una parte de los parásitos son eliminados por los mordiscos y lamidos del huésped.
En los animales, que por ejemplo llevan un collar, pueden sobrevivir muchas mas pulgas que en aquellos animales que pueden morderse y lamerse sin ningún impedimento.
Cuando una pulga en ayunas consigue precipitarse sobre una mascota, empieza a succionar su sangre en cuestión de segundos, habida cuenta que los machos succionan mucho menos repetidamente que las hembras.

La copulación tiene lugar sobre el animal huésped, las hembras pueden cubrirse muchas veces. Uno o dos días después del primer acto de succión, las hembras empiezan a producir huevos blancos. La hembra pone en promedio unos 30 huevos por día, alcanzando la cifra máxima entre el día cuarto y el noveno. En condiciones favorables, las hembras pueden poner mas de 100 huevos diarios.

Ciclo de desarrollo

Los huevos de la pulga se depositan al azar, cayendo donde el animal huésped se halla en aquel preciso momento, desde la piel al suelo.
De esta manera se reparten por la totalidad del ambiente y de la casa.
En función de las condiciones ambientales, las larvas blancas, eclosionan al cabo de 1 a 10 días. Evitan la luz y se arrastran hasta las grietas, fisuras, textiles y fibras de alfombras.. En esta situación se alimentan de residuos orgánicos y, sobre todo, de la sangre evacuada por las pulgas adultas, que es necesaria para coronar con éxito su desarrollo.

Dentro de un período entre 5 y 14 días dependiente en cada caso de la temperatura y de la humedad relativa del aire, mudan dos veces y se transforman en crisálidas, que son la tercera larva de color pardusco y 5 mm de longitud, dentro de un capullo que han tejido ellas mismas.

El desarrollo dentro del capullo dura entre 5 y 19 días. Al contrario de las larvas, que son muy sensibles a los factores climáticos y a los insecticidas, la pulga se halla muy bien protegida dentro del capullo.
La pulga adulta, totalmente desarrollada, permanece inicialmente dentro del capullo y no eclosiona hasta que no recibe un estimulo adecuado. Estas condiciones se dan cuando, por ejemplo, el animal hospedante se acuesta sobre su cama o cuando una persona pisa una alfombra infestada con estos parásitos. Si faltan estos estímulos, porque no hay un huésped adecuado en los recintos infestados, la pulga adulta puede resistir hasta 5 meses, atrincherada dentro del capullo.

La invasión de pulgas: Un problema creciente

Los propietarios de perros se lamentan cada vez más, que el problema de las pulgas llega a ser excesivo para sus animales domésticos. La infestación con frecuencia masiva de estos parásitos tiene su causa en:
· Los recintos provistos de calefacción central y alfombras, que durante todo el año proporcionan condiciones ideales para los estadios de desarrollo de las pulgas.
· La población siempre en aumento de animales domésticos.
· Los parásitos que no se descubren a tiempo.
· Al primer síntoma de la infestación (el animal se rasca, se muerde) y no se ataca el mal de raíz.
· Solo se trata contra las pulgas a la mascota, pero no el entorno, en el que tiene lugar el desarrollo de los estadios de la pulga.

Diagnóstico de la infestación de pulgas

Una plaga de pulgas en nuestros animales domésticos no se detecta fácilmente, porque estos parásitos son muy diminutos y su anatomía peculiar les permite moverse con facilidad por la piel de su huésped, de tal manera que no llaman la atención, sobre todo si el perro tiene pelaje largo.
La primera indicación de la plaga suele ser que los animales se rascan y muerden, están inquietos o presentan incluso alteraciones cutáneas en la región de la grupa, de la inserción de la cola o de la región abdominal cubierta de pelo.
Para descubrir la infestación por pulgas es necesario realizar una inspección cuidadosa, revisando la base del pelaje o bien empleando un peine especial para pulgas, con dientes muy próximos, así se suelen descubrir a menudo las pulgas o, por lo menos, sus excrementos en forma de pequeños grumos pardo-rojizos.
Si se depositan estos grumos sobre un papel tipo filtro, humedecido, al poco tiempo se formará una mancha pardo-rojiza de hemoglobina alrededor de la partícula de excremento.
Un método también muy efectivo consiste en pasar la aspiradora sobre el perro, colocando un filtro de gasa de malla fina en el conducto de aspiración. Con este método se recogen fácilmente las pulgas, sus excrementos y también otros ectoparásitos.

Efectos dañinos causados por las pulgas

1- PERDIDAS DE SANGRE
En caso de ataque masivo, los animales jóvenes y los ejemplares de razas caninas pequeñas pueden desarrollar anemia por la pérdida considerable de sangre.

2- TRANSMISION DE ENDOPARASITOS
Las pulgas son huéspedes intermedios de un cestode en forma de pepita de calabaza. (dipilidium) Los excrementos de los perros portadores de cestodes contienen proglótidos, cuya forma recuerda la de las pepitas de calabaza y por ello el cestode se denomina así. Los huevos, que se encuentran en los proglótidos, son ingeridos por las larvas de la pulga y se desarrollan en ellas hasta convertirse en cisticercoides. Como portadores de larvas de cestode cabe citar tanto la pulga del gato como la del perro y la del hombre.
Si la pulga portadora de cestode resulta mordida e ingerida, los cisticercoides pueden proseguir su desarrollo en el intestino hasta convertirse en adulto. El período de prevalencia se sitúa entre 15 y 21 días. En este contexto es importante que todos los perros, a los que se haya diagnosticado pulgas, se traten de manera profiláctica contra este parásito, con un antiparasitario interno.

3-ENFERMEDADES CUTANEAS
Las pulgas provocan enfermedades de la piel por irritación local en el lugar de la picadura (dermatitis por picadura de pulga) y por reacciones alérgicas del organismo en general (dermatitis alérgica por pulgas).
La dermatitis por picadura de pulga afecta sobre todo el vientre, las caras internas de los muslos y la grupa de los animales afectados. Los síntomas más frecuentes son la rubefaccion de la piel, la formación de pústulas y las lesiones debidas a irritación mecánica por rascado y mordedura en la zona que rodea el punto de la picadura. Por lo general, la dermatitis alérgica causada por las pulgas tiene una evolución más compleja. Una vez sensibilizado el huésped con determinados componentes de la saliva de la pulga, se desencadenan reacciones alérgicas.
Las secuelas de las reacciones alérgicas son lesiones costrosas, las alteraciones seborreicas, combinadas con la caída de pelo y daños resultantes de los lamidos y rascaduras constantes en amplias zonas corporales.
La terapia de los pacientes exige gran dedicación y a menudo tiene poco éxito, siendo posibles en todo momento las recaídas.
Especialmente en los pacientes ya sensibilizados a los alergenos de la saliva de la pulga es de importancia prioritaria una profilaxis contra la reinfestación por pulgas.

HOME l RAZAS l CRIADORES l VETERINARIAS l ARTS. P/PERROS l ALIMENTOS l SALUD l CONSEJOS l EXPOSICIONES l AGILITY
HANDLERS l ADIESTRAMIENTO l PENSIONADOS l KENNEL CLUBS l RADIO Y TV l PUBLICACIONES l ARTE l BUSCO PAREJA
PERDIDOS l ENCONTRADOS l COMPRO/VENDO l ADOPCIONES l CEMENTERIOS l DISEÑO WEB l LINKS l
l CONTACTO l